Buika - La falsa moneda

|

1 comentario:

sergio astorga dijo...

Mirta, con esta penita pena que me llega por la montaña, Buika me sana al enterrarme el corazón, que nadie diga que me viste, que ninguno mire a los ojos, que me toman los gitanos para llevarme a la palma.
Sigo odiseando de norte a su.
Un abrazo sin pena.
Sergio Astorga